Campanas de Boda en los Fatalfary

Estos dos pájaros de ahí arriba  son Julio y Elena, y cometieron la heroicidad de casarse el sábado pasado. Los faltalfary estamos muy contentos de que por fin dejen de vivir en pecado y hayan formalizado su relación como Dios manda: casándose por lo civil (que es mucho más divertido que casarse por lo criminal, donde va a parar…).

La llegada de los fatalfary al ayuntamiento fue un poco descoordinada: primero llegaron Juanpablo y Cecilia (en adelante la mánager), luego David, después hicieron su entrada los novios, y a media ceremonia llegó Fran (como siempre). El caso es que ninguno de los cuatro nos vimos hasta que acabó la ceremonia y nos pusimos cerca de la traca,  que un poco más y le prende fuego a dos motos de la policía.  Mientras que los amigos tiraban el arroz ( con muy mala hostia, por cierto) , a los novios, nosotros urdíamos el plan de fuga hasta la hora de la cena. En ese tiempo tuvimos tiempo para ver fútbol, baloncesto y descubrir las maravillas que hacen los chinos por muy poco dinero.

 La hora de entrada al salón de celebraciones era a las 21 15 en Catral, así que , con buen criterio, partimos hacia Catral a esa hora. Llegamos a las 22 00, y solamente 10 minutos antes de los novios (eso se llama coordinación).

Otra vez nos pusimos cerca de la traca y otra vez que nos comimos el humo, aunque menos que los novios (y debajo tenéis la prueba).

Nada más entrar, Juanpablo y Fran bendijeron la mesa para que tuviéramos una buena noche…

Después,  la mánager y yo le dimos bastante al frasco, y justo en ese momento empezaron a suceder cosas extrañas:

Para empezar, se fue la luz y tuvimos que alumbrarnos con bengalitas., aunque por la cara que ponían los novios, no les importó mucho…

… a continuación, Julio le dio un beso en la calva al señor camarero…

…A  Elena no sé si le pareció bien o mal, pero el caso es que también se puso a hacerle arrumacos al señor…

Y Julio, en vez de ofenderse por el flirteo, no se le ocurre otra cosa que brindar por el señor camarero y su esposa…

…y con esta cara de felicidad a más no poder…

 …así que acabó la velada compuesto y sin novia, tal como muestra la siguiente imagen…

 …aunque no pareció importarle mucho, porque lo que es pretendientes, no le faltan a este chico…

…y la verdad, es que no me acuerdo de nada más. 

Bueno, la verdad es que a lo mejor no sucedió todo tal cual, pero de todas formas lo importante es que estos dos se coman las perdices y esas cosas que se dicen con mucho cariño, así que, de parte de la mánager y del resto de los fatalfary, os deseamos mucha felicidad y que os lo paséis tan bien como hasta ahora.

¡ Somos los Fatal !

 

4 comentarios to “Campanas de Boda en los Fatalfary”

  1. Ruth Says:

    ¡¡Te encontré!! Me ha chivado Lidia que estabas por aquí así que vengo a dar la matraca.

    ¡¡Que vivan los novios!!

  2. David I Says:

    Je je je.

    ¡ Que vivan !

  3. La cópula del Trueno Says:

    Somos los Fatal y estamos requtebién!!
    cubiertos de chocolate, rellenos de cacaué!!

    Viva los fatal!!
    viva los novios!!
    viva Estrellita Castro
    viva o muerta
    viva porú!

    OOOooole tus cojones Julio!!
    Repercutirá en vuestro repertorio tener un miembro casado?
    Os ablandareis? os ablacionareis? os seguireis hablando?

    Saludos varios!
    Ale!! que dios reparta fuerte!!

  4. fatalfary Says:

    ¡ Que Dios reparta fuerte (hostias como puños) !

    Saludos a tus ovarios también.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: